Etiquetas

martes, 2 de diciembre de 2014

DE GENOVÉS BUENO Y BONITO A GENOVÉS SATÁNICO


lunes, 1 de diciembre de 2014

La cosa va sobre el juez Pablo Ruz ( foto) y los inquilinos de la calle Génova donde está la Sede Central del Partido Popular en Madrid, también conocidos como "los genoveses".

El juez Pablo Ruz ha pasado en poco tiempo de ser el favorito de las huestes del Partido Popular a ser su enemigo a batir. Y es que este juez sencillo y trabajador, que cree en lo que hace, puede ser apartado esta semana del juzgado de la Audiencia Nacional donde se encuentra en comisión de servicios, tras el auto que dictó el jueves pasado que pone fin a la investigación del sumario principal del caso Gürtel y en el que atribuye a la hasta ahora ministra de Sanidad, Asuntos Sociales e Igualdad, Ana Mato, y al Partido Popular, ser partícipes a título lucrativo de la red corrupta que dirigía Francisco Correa. Mato, por fin, se ha dado cuenta de que su marido Jesús Sepúlveda había recibido un Jaguar por sus servicios a la trama y Mariano Rajoy la ha dejado caer para no tener que dimitir él mismo por el mismo concepto.


El caso es que Ruz, que era titular de un juzgado de Villalba (Madrid) realizó unas sustituciones temporales del juez Juan del Olmo y de magistrado de apoyo de Eloy Velasco, antes de que sustituyera al juez Baltasar Garzón cuando fue suspendido cautelarmente al intentar procesar por crímenes contra la humanidad a la cúpula franquista por el plan de exterminio sistemático de la Guerra Civil.

Ahí comenzó su andadura en el Juzgado Central 5, de la Audiencia Nacional, pero el caso Gürtel había pasado ya al Tribunal Superior de Justicia de Madrid; el caso relativo a los aforados Luis Bárcenas y Jesús Merino, al Tribunal Supremo; y otra pieza, la de los trajes, al Tribunal Superior de Valencia. Mientras tanto, Ruz reactivó el caso Faisán sobre el chivatazo a la red de extorsión de ETA y llegó a procesar al director de la policía y a otros dos agentes, lo que dio vida a varios diputados y senadores del PP que todas las semanas freían a preguntas sobre el caso al que había sido ministro del Interior en aquella época y luego vicepresidente, Alfredo Pérez Rubalcaba. Ruz era por entonces el héroe del PP.

De modo que el Consejo del Poder Judicial no tuvo problemas para renovarle la comisión de servicios durante dos años. Para entonces ya había vuelto a la Audiencia Nacional la pieza principal del caso Gürtel y, poco después también, el proceso que se seguía en el Supremo, al haber perdido la condición de parlamentarios los dos aforados.

En esas fechas el juzgado estaba sin titular, porque Garzón ya había sido expulsado de la carrera y  la plaza salió a concurso. La obtuvo un vocal del Poder Judicial, Antonio Carmona, elegido para el Consejo por los progresistas y considerado afín al PSOE. Y ya se sabe que por misterios de la política judicial, a Carmona le ofrecieron ir en servicios especiales de magistrado de enlace con el Reino Unido. Quizá alguien pensó que no era conveniente que un juez progresista metiera las narices en el caso Gürtel y que la alternativa era prorrogar, en una nueva comisión de servicios diferente pero en el mismo destino, a un juez que había investigado con denuedo el caso Faisán y que no parecía un enemigo del PP.

Incluso hubo un incidente en la Audiencia Nacional sobre qué juez se quedaba con el caso de los papeles de Bárcenas. Por un lado, el nuevo titular del juzgado Central 3, Javier Gómez Bermúdez, al que el Consejo había descabalgado de la presidencia de la Sala de lo Penal, en favor de Fernando Grande-Marlaska, y del que se sospechaba que estaba resentido con el PP por ese asunto. Por otro, Ruz, que tenía los antecedentes del caso. La Audiencia falló en favor de Ruz, con gran enfado por parte de Gómez Bermúdez.

La luna de miel del PP con Ruz seguía adelante hasta que el magistrado expulsó a la representación jurídica de ese partido de la Gürtel, porque aunque figuraba como acusación y perjudicada por la red corrupta, en realidad su labor era coadyuvar a la defensa de los imputados. Ahí se rompió el idilio.

Además, las investigaciones de los papeles de Bárcenas y la implicación de todos los tesoreros del PP y el cobro de sobresueldos ‘en negro’ por casi todos los dirigentes de la cúpula popular obligó a Rajoy  a dar explicaciones en el Parlamento, aunque muy a su manera. La frase “todo es mentira salvo algunas cosas” pasará a la posteridad como ejemplo de huida con el rabo entre las piernas y amparado por la mayoría absoluta.

Para el PP, Ruz, casado, padre de tres hijos, que toca la guitarra, ya no es el juez majete de la Faisán y lo quieren quitar de enmedio.  Mientras tanto, el juez que en 2013 había concursado a un juzgado de Móstoles, aunque deseaba seguir en la Audiencia Nacional, sabe que su puesto  pende de un hilo. El anuncio de Rajoy de que sacaba una serie de plazas nuevas para jueces es mentira, simplemente pretende sacar a concurso las de los que están en servicios especiales. Es una buena excusa para incluir la que ocupa Ruz.

Y él lo sabe. En otras circunstancias hubiera renovado hasta el verano, pero se teme lo peor y por eso,  el jueves pasado, cinco días antes de que el Consejo se pronuncie sobre la prórroga, ha terminado la investigación de la pieza principal de la Gürtel.  Y ha dejado claro que Ana Mato, a la que no puede imputar porque tiene fuero, es partícipe lucrativa de los delitos de su esposo. Una conducta parecida a la que a Isabel Pantoja le ha costado ingresar en prisión. Mato, que por fin ha visto el Jaguar, ha tenido que dimitir de ministra, forzada por Rajoy. Sin embargo, fíjense que no ha renunciado a su acta de diputada, ni el partido se lo ha exigido —ya no hay vergüenza torera ni de ningún otro tipo, solo salvar el culo—, porque se arriesgaría a que le pasase algo parecido a lo de Pantoja y no tenemos el cuerpo para esos excesos.

Si Ruz siguiera en el cargo, quizá le daría tiempo a acabar el proceso de los papeles de Bárcenas o el de Pujol, pero mucho me temo que su suerte está echada. A pesar de lo mal que quedarán el PP y el Consejo del Poder Judicial, un apéndice de la voz de su amo tras la reforma a la carta del expulsado Gallardón, todo parece indicar que van a fulminar a Ruz por tratar de hacer bien su trabajo, que no es otro que hacer justicia. No sería el mejor indicio para la regeneración democrática y ética con la que se llenan la boca día sí y día también los dirigentes del Partido Popular.

Este martes conoceremos la decisión, pero si como se prevé defenestran a Ruz, no estaría mal que el tiro del cambio de juez les saliera por la culata.

Cuartopoder

LOS TIENE LOCOS


martes, 2 de diciembre de 2014

Putin vuelve a descolocar al Pentágono y a la UE. Ahora utiliza a Turquía como peón de tablero de ajedrez. Al dictador Erdogan no le gustará mucho ese papel pero ¿qué otro remedio le queda? 


"No solo estamos listos para ampliar Blue Stream, del cual ya hemos hablado, sino también construir otro sistema de tuberías para satisfacer las crecientes necesidades de la economía turca y, si es útil, construir en territorio turco, en la frontera con Grecia, el llamado centro de gas adicional para los consumidores del sur de Europa", explicó Putin tras reunirse con su homólogo turco.

El jefe de Estado ruso prometió que a partir del 1 de enero Rusia reducirá el precio de gas un 6% para los consumidores turcos. "Estamos dispuestos a continuar reduciendo estos precios a medida que vayan desarrollándose nuestros proyectos conjuntos".  

Putin explicó que Rusia no comenzará la construcción del gasoducto South Stream sin la autorización de Bulgaria. "Ustedes entienden que es absurdo. ¿Invertimos cientos de millones de dólares en el proyecto y atravesamos todo el mar Negro para luego quedarnos frente a la frontera de Bulgaria?",  dijo.

Según Putin, "aún no hemos recibido la autorización de Bulgaria para la entrada del proyecto en la zona económica exclusiva de Bulgaria".

Por su parte, el jefe de Gazprom, Alexéi Miller, anunció que "no habrá vuelta al South Stream: el proyecto está cerrado". A su juicio, el volumen de suministros de gas a Turquía a través de la nueva tubería submarina alcanzará 14.000 millones de metros cúbicos al año de un total de los 63.000 millones planeados. Además, el próximo mes de marzo empezarán los trabajos de construcción de una planta nuclear en Turquía, anunció el lunes Serguéi Kiriyenko, el presidente de Rosatom, la corporación estatal rusa de energía nuclear.

¿ HA LLEGADO EL MOMENTO DE UNA INTIFADA NEGRA EN EE.UU?


El asesinato del joven desarmado afroamericano Michael Brown en los suburbios de Ferguson en el estado estadounidense de Missouri a manos de un policía blanco, Darren Wilson, provocó protestas a gran escala contra una tragedia que parece haberse convertido en una rutina en los Estados Unidos.
Sin embargo, el hecho de que el gran jurado no ha podido condenar al asesino no sólo ha puesto de relieve la grotesca parodia del proceso legal en los Estados Unidos, sino que también ha hecho resurgir las cuestiones sobre si la justicia para los afroamericanos podría ser posible dentro del actual sistema jurídico-político estadounidense.
EE. UU. es un país fundado sobre el racismo donde la esclavitud ha sido protegida por la Constitución. “La inmigración o importación de las personas antes del mil ochocientos ocho, deben estimarse admitidas y no deben declararse prohibidas por el Congreso”, afirma el Artículo 1, Sección 9.
Los Estados Unidos son también la tierra de la ironía y la contradicción, el ejemplo más obvio de esta violación de los derechos humanos, es su pésimo historial en lo relacionado con el trato que reciben los negros, la mayoría de los cuales fueron traídos al país en contra de su voluntad como esclavos, pero sin embargo continuaron viviendo, trabajando, luchando y muriendo por sus derechos como todos seres humanos.
Cuando Thomas Jefferson escribió las emocionantes palabras de la Declaración de Independencia de Estados Unidos en 1776, “Sostenemos que es un evidente realidad: que todos los hombres son creados iguales y que son dotados por su creador de ciertos derechos inalienables”, seguramente no se refería a los negros porque él mismo, al igual que otros once presidentes de Estados Unidos, era propietario de esclavos.
El primer presidente, George Washington, era propietario de más de 200 esclavos. El último presidente que poseía esclavos era Ulysses S. Grant, un exgeneral durante la Guerra Civil Estadounidense en el ejército de la Unión, que supuestamente estaba luchando para librar el país del flagelo de la esclavitud.
Irónicamente, el primer mártir de la Revolución Americana fue un esclavo escapado de Massachusetts llamado Crispo Attucks, que había reunido los colonos de débil voluntad para luchar contra soldados británicos en lo que más tarde se conoció como la masacre de Boston. La valentía de los soldados negros en la batalla de Bunker Hill alarmó tanto a George Washington y sus compañeros racistas blancos, que prohibieron el alistamiento de los negros en sus filas por temor a que el ejército británico también hiciera lo mismo. Pero cuando el gobernador asignado por parte del Reino Unido para Virginia, Lord Dunmore, ofreció libertad a esclavos negros si luchaban en el lado británico, Washington cambió su postura.
Es imposible comprender el enojo y la frustración de los negros en los EE. UU. sin mirar la historia de su valiente lucha para ganar la libertad y la igualdad. En 1860, justo antes del estallido de la Guerra Civil, había casi 4 millones de esclavos negros trabajando en condiciones abominables.
Además de soportar las humillaciones institucionalizadas de un trabajo forzado desde el amanecer hasta el anochecer, la brutal disciplina y las precarias condiciones de vida, las familias negras se quedaban destruidas sistemáticamente según el capricho de sus amos blancos que separaban los hijos de sus padres para venderlos como animales en subastas de esclavos. Los niños negros eran arrancados de su familia y obligados a trabajos forzados en los campos a los seis o siete años; a los diez años, un niño negro tenía que asumirse la responsabilidad de un adulto. En resumen, a los negros en EE. UU. se les negaba los derechos humanos inalienables y sufrían toda indignidad imaginable.
A los niños de la escuela en EE. UU. se les enseña que Abraham Lincoln liberó a los esclavos mientras él solo manipuló la cuestión de la esclavitud para obtener ventajas políticas. La prueba de que él mismo era un racista se ve claramente en sus declaraciones durante sus reuniones iniciales en 1862 con líderes negros, a los que comunicó en términos inequívocos que era su deber dejar el país norteamericano y establecer una colonia negra en América Central, bajo el liderazgo de los blancos, en aquella ocasión Lincoln precisó: “Usted y nosotros somos de diferentes razas. Tenemos entre nosotros un abismo más profundo de lo que existe entre cualquier otras dos razas… Es mejor mantenernos separados para los dos”. Hasta el abril de 1865, justo antes del final de la guerra, Lincoln fue aun considerando la deportación en masa de los negros “liberados”, y si finalmente abandonó la idea, fue debido a la insuficiencia de medios de transporte disponibles.
La tan alabada Proclamación de Emancipación firmada por Lincoln el 1 de enero 1863 sólo liberó a los esclavos en los estados confederados que todavía estaban en rebelión y aún no habían sido ocupados por tropas de la Unión; de hecho, el documento sirvió para continuar con la esclavitud de más de 500.000 personas, mucho más de los que liberó jamás. No sabemos que esto fue planeado o no por Lincoln pero, unos 100.000 negros liberados por la proclamación se unieron al ejército de la Unión para luchar contra la Confederación y su esclavitud institucionalizada, pero incluso como soldados de la Unión, los negros fueron insultados con sueldo mensual de siete dólares, poco más que la mitad de los trece dólares pagados mensualmente a soldados blancos de la Unión.
Después de la Guerra Civil, el Congreso de Estados Unidos aprobó tres enmiendas constitucionales que pretendían establecer los derechos del término recientemente creado de los “ciudadanos negros” y castigar a los rebeldes confederados: la decimotercera Enmienda abolió la esclavitud, la decimocuarta estableció un mínimo de los derechos civiles y la decimoquinta levantó la prohibición de votar por motivos de raza. Pero, a pesar de esta apariencia progresista, en la práctica las modificaciones proporcionaron un encubrimiento legal a los legisladores racistas blancos para reforzar la discriminación contra los negros bajo las llamadas leyes de Jim Crow.
Por su parte, la Corte Suprema de Estados Unidos rechazó todas las oportunidades que tenía para actuar contra la violación legalizada de los derechos de los negros. En el famoso caso de Plessy contra Ferguson en 1896, el Tribunal Supremo confirmó la constitucionalidad de una ley ratificada en 1890 que requería la segregación racial en lugares públicos (en especial en redes ferroviarias) bajo la doctrina de «separados pero iguales». El juez Henry Billings Brown, que representaba la mayoría en esta votación, escribió respecto a la ley que “no entra en conflicto con la decimotercera Enmienda que abolió la esclavitud y la servidumbre involuntaria, excepto como castigo de un delito, está demasiado claro el argumento”.
En otro caso, Berea College contra Kentucky en 1908, el Tribunal Supremo dictaminó que una ley ratificada en 1904 en Kentucky que prohibía a una persona o corporación montar clases en las que participaran blancos y negros no era inconstitucional. Por otra parte, el juez David Josías Brewer, representante de la mayoría en este caso, y el juez Oliver Wendell Holmes del mismo grupo, escribieron que “cuando un tribunal estatal decide un caso que se concierne tanto al terreno federal como al no federal, este tribunal no cambia el dictamen si el territorio no federal, se opone a la decisión”. Este apoya efectivamente las leyes estatales intolerantes, como el juez John Marshall Harlan señaló en su disidencia, ya que “un estado puede ver como un crimen frecuentar los mismos mercados al mismo tiempo por las personas blancas y de colores”.
Antes de 1906, los grupos de resistencia se habían formado entre los negros debido a las condiciones intolerables, que se estaban siendo rápidamente consagradas en los EE. UU. por las leyes de Jim Crow.
Un grupo de la resistencia formado por el activista erudito W.E.B. Du Bois, los militantes de Niágara, exigió el fin de la segregación y la discriminación. “Queremos que las leyes aplicadas sobre ricos y pobres; sobre capitalistas y la mano de obra; sobre blancos, y Negro sean iguales”, insistieron en su manifiesto para luego exigir también la aplicación de las enmiendas constitucionales mencionadas anteriormente.
Sus demandas razonables, que siguen sin haberse cumplido todavía, fueron recibidas por furiosas reacciones por los blancos que llevaron a cabo masacres en Atlanta, Georgia y Springfield e Illinois, lugar de nacimiento de Abraham Lincoln.
Con el aumento de la histeria entre los estadounidenses blancos, mientras los negros americanos luchaban en el extranjero bajo el mando francés, los disturbios raciales estallaron en St. Louis, no muy lejos de Ferguson donde fue asesinado Michael Brown.
El 2 de julio de 1917, los racistas blancos enojados por el derecho de empleo de los negros, mataron cerca de doscientas personas y destruyeron seis mil hogares. Los linchamientos y otros actos sádicos contra los negros se convirtieron en algo muy común. Para el final de la Primera Guerra Mundial, en contra de la retórica elocuente del presidente Wilson, el país norteamericano no sólo no estaba preparado para la democracia, sino que era francamente peligrosa para los negros que reclamaban sus derechos.
En la época de la Gran Depresión, la condición de los negros se deterioró aún más: un tercio de los negros estaba en paro, la cifra llegaba a dos tercios en Atlanta. El sueldo de un negro fue diez centavos por hora. No es sorprendente que surgieran en estos momentos movimientos separatistas negros, como el movimiento del Estado 49° liderado por Oscar C. Brown o la Nación musulmana de Eliyah Mohamad, ante la falta de una solución al dilema dentro de la estructura política estadounidense blanca. Incluso los eruditos como W.E.B Du Bois empezaron a considerar la idea de la separación de los negros como el antídoto de la opresión racial sin fin por parte de los blancos.
Cuando la Segunda Guerra Mundial presionó al Gobierno de Estados Unidos a prohibir la discriminación racial en la industria de armamentos en 1943, una vez más los blancos se amotinaron en varias ciudades. Cuando la guerra terminó sin avances sociales significativos, los negros llevaron su caso ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU) recién formada en 1947. Este movimiento, empujó al presidente Truman a asignar un comité de derechos civiles sin que consiguiera progresos tangibles en la situación de los afroamericanos. Sin embargo, en 1954, cuando la Corte Suprema dictaminó en el histórico caso Brown contra Consejo de Educación de Topeka, que la educación “separada pero igual” era inconstitucional, renacieron otra vez esperanzas de que las condiciones pudieran mejorar para los negros en Estados Unidos.
A lo largo de la década siguiente, los grandes líderes como el Martin Luther King, Malcom X, Medgar Evers, Ralph Abernathy y Stokely Carmichael inspiraron a los negros a participar en la disidencia contra las políticas de apartheid estadounidenses. Protestando por la segregación en los restaurantes, escuelas y sistemas de transporte público, los manifestantes corrían el riesgo de ser atacados por los racistas blancos y policías armados con gases lacrimógenos, látigos y bastones eléctricos. Muchos, entre ellos el King, Malcom X y Medgar Evers, fueron asesinados, pero sus esfuerzos fueron galardonados con la aprobación de la Ley de Derechos Civiles de 1964, que prohibió ciertas prácticas discriminatorias en el registro de votantes, las instalaciones públicas, las escuelas públicas y el empleo. Esta fue la primera ocasión desde la Guerra Civil que el Congreso de Estados Unidos aprobó una ley importante para proteger los derechos de las minorías, pero no antes de que el senador de West Virginia y el exmiembro del Ku Klux Klan, Robert Byrd, hablara durante 14 horas seguidas, para rechazar la aprobación de la ley en la sesión final de un debate parlamentario de 75 días montado por los senadores racistas que estaban decididos a bloquear esta ley.
Unos 50 años han pasado desde que el presidente estadounidense, Lyndon Baines Johnson firmó la Ley de Derechos Civiles, sin embargo, las circunstancias de los negros sólo han empeorado debido al racismo profundamente arraigado en el país, como se ve en el caso de la absolución de Darren Wilson por el asesino de Michael Brown. Además, se ve que en muchos terrenos- finanza, empleo, educación, vivienda, y otros- los negros en los EE.UU. están viviendo una peor situación en comparación con la década sesenta.
A consecuencia de los asesinatos de los negros, como ha ocurrido de nuevo en Ferguson, los estadounidenses blancos han hecho imposible un cambio pacífico, lo que hace inevitable una revolución violenta. Los negros no tienen otra opción contra el régimen del apartheid estadounidense que el camino de la resistencia armada parecida a lo que han elegido sus hermanos y hermanas palestinos contra la usurpación israelí. Sí, es el momento de una Intifada Negra.

( NO ES UNA CRISIS) LA RENTA MEDIA CAE UN 13% DESDE 2007, MIENTRAS LA DE LOS MÁS RICOS AUMENTA UN 11%

02.12.2014
Mientras la renta de la mayoría de la población del Estado retrocede una media de 2600 euros para situarse en niveles del cambio de siglo,  los más ricos ganan entre un 7 y un 11% más que en 2000: es el resultado de una crisis del capital aprovechada, gracias a las políticas neoliberales aplicadas por sus gobiernos, para aumentar sus ganancias a costa de los derechos y el sufrimiento de la mayoría social trabajadora. 
 
Todo lo que sube baja. El problema surge cuando esta máxima se aplica a la renta media de un país. Es lo que ha ocurrido en España a lo largo de la crisis, durante la cual el ingreso medio ha descendido un 13,4% desde 2007. Este desplome ha arrastrado esta cifra hasta los 16.700 euros en 2012, el mismo nivel del año 2000 –ajustada la inflación–, cuando aún regía la peseta.

Los datos proceden de la última actualización de The World Top Incomes Database, elaborada por los economistas Facundo Alvaredo, Tony Atkinson, Thomas Piketty y Emmanuel Saez. Esta herramienta detalla la evolución de la renta de treinta estados, algunos de ellos desde finales del siglo XIX. España es uno de los cuatro países con cifras actualizadas para 2012, además de Estados Unidos, Suecia y Corea del Sur.

La incidencia de la crisis en la pérdida de 2.600 euros de la renta media de los españoles entre 2007 y 2012 es indudable. “Lo que es negativo no sólo desde el punto de vista económico, sino también psicológico y de las expectativas, es que España ya lleva entre seis y siete años de caída del ingreso medio”, explica por correo electrónico a El Confidencial Facundo Alvaredo. El investigador de Paris School of Economics y Oxford destaca, no obstante, que “el ingreso de los hogares no cayó más aún en 2008 y 2009 gracias al aumento considerable de las prestaciones sociales por desempleo y otras transferencias del Estado a las familias”.

Pero si la renta media en España se encuentra en niveles del cambio de siglo, lo mismo no ocurre entre la población con más ingresos. Estos estratos sociales ganan entre un 7 y un 11% más que en 2000. La mayor variación se observa en el 0,01% de la población con mayor renta: unos 3.800 adultos españoles pasaron en doce años de tener un ingreso medio de 1,26 millones de euros al año a 1,39, sin tener en cuenta las ganancias de capital.

“Este fenómeno se ha dado en buena parte de los países desarrollados. Sin embargo, hay que notar que España, al igual que Francia o Italia, no ha experimentado un aumento en la concentración de la renta como el que se ha observado en Estados Unidos o Reino Unido”, constata el coautor de The World Top Incomes Database.

Como se observa en el gráfico, las variaciones de la renta media en el caso español no son tan extremas como en Estados Unidos. Estas diferencias en términos de desigualdad, que no sólo afectan a España sino a toda Europa continental, “no son fáciles de explicar”, admite Alvaredo. Entre los posibles factores, el economista argentino apunta a “las diferencias en los sistemas impositivos, la imposición progresiva sobre la riqueza y las herencias o las normas sociales en lo que respecta al manejo y control de las grandes corporaciones”.

[En una versión anterior de la información, se afirmaba erróneamente que la renta media en España perdió 2.600 euros al año entre 2007 y 2012, cuando la pérdida se refería a la comprendida en este periodo, al pasar de 19.300 euros en 2007 a 16.710 en 2012].

CAOS TOTAL EN LIBIA; GRACIAS OTAN!

02.12.2014


Ejecuciones sumarias, asesinatos políticos, decapitaciones y flagelaciones.


VIDEO
https://www.youtube.com/watch?v=KB3N_E1xwkY#t=59

 Los países vecinos de Libia se reunirán el jueves próximo en Jartum, la capital sudanesa, para examinar la caótica situación en ese país, que amenaza la estabilidad regional, se conoció hoy aquí de fuente oficial.

La decisión fue adoptada en una reunión del canciller egipcio, Sami Chukri, con Mohamed al Dairi, su homólogo del gabinete encabezado por el primer ministro Abdallah al Thinni, que disputa el poder con el asentado aquí apoyado de la Hermandad Musulmana y encabezado por Omar al Hasni.

El encuentro en Jartum "debatirá los medios apoyar a Libia en la neutralización de los grupos radicales a y encontrar una comprensión internacional para el respaldo a la estabilidad y ala integridad territorial de Libia", dijo el canciller egipcio.
Milicias armadas de diversa sensibilidad ideológica que sirvieron de pretexto para la agresión militar de la OTAN que derrocó al Gobierno liderado por Muamar Gadafi en 2011 han fragmentado a este país norteafricano en feudos en los cuales imponen su ley por la fuerza de las armas.

La crisis libia se complicó el mes pasado con la irrupción en la escena local del grupo extremista Estado Islámico, en control de la ciudad oriental de Derna, donde ya comenzaron las decapitaciones y ejecuciones sumarias de opositores y personas calificadas de infieles al Islam.

EL ESTADO ISLÁMICO EN DERNA

La ciudad libia de Derna, de unos 150.000 habitantes y situada al este del país, hacia la frontera con Egipto, ha sido tomada hace meses por el Consejo de la Shura, una franquicia local del Estado Islámico.
Los radicales ya tienen bajo su control la seguridad y sus propios tribunales e imponen sus reglas más estrictas. Los habitantes de Derna, conocida en su día por su ambiente cultural, huyen. La autoridad política, caótica en todo el resto del país, hace tiempo que abandonó a su suerte la ciudad.
Human Rights Watch ha documentado en un trabajo presentado esta semana con precisión, sobre el terreno y tras hablar con testigos locales que aparecen siempre protegidos, tres ejecuciones sumarias y 10 flagelaciones públicas en Derna desde el verano. El Consejo de la Shura se instaló en la localidad en abril, donde ya estaban en disputa otras dos milicias islamistas (Ansar al-Sharia y los Martíres de Abu Saleem), pero fue en verano cuando se adhirieron a la doctrina violenta del Estado Islámico.
Desde entonces no han dejado de ganar poder y ahora dominan el entorno con todas sus consecuencias. “Controlan Derna en ausencia de cualquier autoridad del Estado y han desatado un reino del terror”, advierte Sara Leah Whitson, responsable de HRW para Oriente Medio y el Norte de África. “No hay duda, han tomado Derna explotando la ausencia de autoridad y la porosidad de las fronteras”, reafirma el exdiputado Othman Ben Sassi.
HRW reclama a Naciones Unidas que actúe, investigue y fije una comisión internacional sobre el terreno para que los yihadistas sepan que esas actuaciones podrían acabar ante la Corte Penal Internacional.
La situación en Derna hace tiempo que es terrorífica. La ciudad nunca se plegó a los designios autoritarios de Muamar el Gadafi durante los 42 años de su dictadura. Ya entonces fue castigada. Luego, tras su caída en octubre de 2011, fue de nuevo olvidada. En 2013 ya se registraron los asesinatos de cinco jueces y fiscales y de dos mujeres (una abogada y una agente de seguridad) por asaltantes no identificados. Durante este tiempo han sido normales los ataques y destrozos en tumbas de las mezquitas, incluida en la histórica al-Sahaba.
El Consejo de la Shura ha fijado su propio código de conducta, el Diwan al-Hisbah, “para promocionar la virtud y evitar los vicios”, sobre la base del estricto cumplimiento de la ley de la Sharía del Estado Islámico. Residentes en Derna han expicado a HRW que algunos de esos autoproclamados jueces de conducta son extranjeros. Las ejecuciones han sido datadas el 25 de julio (un egipcio nacionalizado), el 27 de ese mismo mes (un libio) y el 19 de agosto pasado (otro egipcio nacionalizado y asesinado en un estadio de fútbol). Tres miembros del Consejo de la Shura se reunieron en privado para hacer los interrogatorios y dictar sentencia. Esta última sentencia fue grabada y leída en un vídeo de seis minutos por un hombre enmascarado.
Varios testimonios han relatado que el pasado 25 de octubre dos hombres del Consejo de la Shura con la cara cubierta llegaron a la plaza de la mezquita vieja de Al-Sahaba y pillaron a un grupo de ocho chavales bebiendo alcohol celebrando una fiesta de bachillerato. Les propinaron 40 azotes desde los hombros y hasta los pies. El Consejo ha facilitado a los medios de comunicación fotografías de otras tres ceremonias de azotes en público frente a la denominada Corte Islámica a hombres que habían bebido alcohol.
También se han producido asesinatos políticos. HRW ha contabilizado 250 casos en Derna y Bengasi, la segunda ciudad del país, desde comienzos de este año. Entre las víctimas se incluyen miembros actuales y antiguos de las fuerzas de seguridad y militares, cinco jueces y fiscales. Todos atacados por asaltantes encubiertos, nunca identificados y cuyos asesinatos nunca han sido investigados.

DIÁLOGOS NUCLEARES. - IRÁN.



La semana pasada los ojos del mundo estaban en Viena, capital de Austria. Allí, el Grupo 5+1 (Estados Unidos, el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania) e Irán intentaban llegar a un acuerdo sobre el programa nuclear iraní.

El tema estaba sobre la mesa: el programa en cuestión está destinado a usos civiles. Una y otra vez, a partir de aquella premisa, Irán pasó buena parte del tiempo orientando esfuerzos en lograr el levantamiento de sanciones en su contra.

A su vez, Irán, su liderazgo, diplomacia y pueblo mostraron con absoluta transparencia ante el mundo su voluntad de llegar a un acuerdo. Demostraron, en honor a la verdad, que no solo quieren un programa de energía nuclear para usos civiles, sino también afirmaron la necesidad de entablar un diálogo constructivo con todas las naciones.

De hecho, la misma Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) mediante su director general, Yukiya Amano, reconoció los esfuerzos de Irán para declarar las intenciones pacíficas de sus proyectos nucleares.

Consecuentemente, las jornadas de diálogo se caracterizaron por un tono conciliador; incluso el secretario de Estado estadounidense, John Kerry, reconoció la voluntad iraní para cooperar proactivamente en el tema.

La Unión Europea (UE), Rusia y China hicieron su parte para ser testigos de que cuando existe diálogo, es posible encontrar aspectos de acuerdo común, siempre y cuando se respete la soberanía y la dignidad de las naciones.

Y es que cuando se lee que "Irán no se arrodilla ante el Occidente", la frase es más que una declaración de independencia, es también parte de una crónica de opresión, en donde los poderes -e intereses- de una burocracia mundial de consumo dirigido han atentado contra la vida de al menos dos generaciones de ciudadanos de una nación. Es una frase que se opone a las excesivas e incongruentes peticiones sobre una nación. 



En este caso, la nación es Irán, y las generaciones son sus ciudadanos, imposibilitados de competir equitativamente en un mundo globalizado, tecnocrático a falta de un término mejor.

No obstante, a pesar de las manos estrechadas y las oportunidades de fotos ante los medios internacionales, la tan esperada rúbrica de un documento multilateral no llegó.

Y como si la atmósfera hubiera pasado a otra sala, los titulares asistentes a las reuniones proclamaron una extensión de siete meses. Siete meses en los que podría ocurrir cualquier evento. Siete meses para aclarar diferencias o profundizarlas.

Con tal espacio de tiempo, cabe espacio de sobra para especular sobre las variables que intervienen en la sobrevivencia de la voluntad para llegar a un acuerdo sobre el programa nuclear iraní.

Pero es justamente allí, en la especulación, en donde nace el rumor. Y toda vez que un rumor es tal, la ocasión para malinterpretar manifiesta su horrible rostro.

Es aquí, donde la crónica se pone interesante; en donde no solo se debate la legalidad de un programa de energía nuclear. Aquí es donde ingresan en la escena actores premeditados, regímenes que odian e intentan agudizar las diferencias. Es aquí en este "limbo" de siete meses, en donde la obra destructora de los enemigos de la paz puede o no surtir efecto.

Es aquí, en donde la crónica del pueblo iraní, sus derechos, anhelos y obligaciones se ponen "Detrás de la Razón". 

OTRA HUMANIDAD ES NECESARIA

EXTRADICIÓN DE MARTIN VILLA Y UTRERA MOLINA : UNA ORDEN CONTRA EL RÉGIMEN DEL 78

Escrito por  Roberto Laxe



La orden de extradición emitida por la jueza argentina Servini contra 20 ex altos cargos del franquismo, a instancias de descendientes de represaliados del franquismo, es un torpedo a la línea de flotación del régimen del 78.
Cuestiona una de sus columnas vertebrales, la ley de amnistía / Punto Final que permitió reconvertirse en demócratas a los que había participado activamente de la dictadura.
El franquismo en 1970 se vio obligado, por la movilización social interna y externa, a conmutar las penas de muerte del Juicio de Burgos contra militantes de ETA. A partir de ese momento da comienzo realmente la Transición; pues es cuando la burguesía española busca un recambio a un régimen agónico, para salvar los muebles. No quería aventuras que condujeran a situaciones irreversibles en una década, los 70, caracterizada por las explosiones revolucionarias. En esa década se produce la victoria del Vietnam, la revolución portuguesa, la caída de la dictadura griega, la revolución nicaragüense, ... todo como resaca del mayo del 68 francés.
En lo interno, el estado español vive un auge de las movilizaciones obreras y populares sin precedentes en décadas, con picos como la huelga general de Ferrol del 72, las huelgas en el “cinturón rojo” de Madrid, etc., y en 1976 la huelga general de Vitoria.
De qué los acusan
Utrera Molina, ministro de Franco en su momento, es acusado de firmar en 1973 la sentencia de muerte de Salvador Puig Antic, militante libertario, y del ciudadano polaco Heinz Chec para “justificar” la muerte de Antic. Era un intento del régimen de demostrar su fortaleza ante una población cada vez más insumisa, de que no cedía como tuvo que hacer en los Juicios de Burgos. Fue un crimen político en toda regla.
El caso de Martin Villa es más grave, si cabe. En 1976 era ministro de Relaciones Sindicales (sic), y Fraga el ministro de la Gobernación (actual Interior). Cuando miles de obreros vascos se concentran en la Iglesia de San Francisco de Vitoria, la policía recibe la orden de disparar. El resultado son cinco muertos y decenas de heridos. Martin Villa, como Fraga, quién en un alarde de chulería afirmó, “la calle es mía” y hace tres años se ratificó, “volvería a actuar como lo hice”, fueron los responsables políticos de aquella carnicería.
La aprobación de la Ley de Amnistía en el 77 los libró de tener que responder, como sucedió con todos los cargos del franquismo, que de aquella muchos vivían.
Se perdonaron y quisieron que se olvidaran las responsabilidades de los que todavía mantenían 120 mil muertos en cunetas y tapias de cementerios, donde siguen gracias a los pactos de la Transición. La burguesía no podía prescindir de ellos porque muchos se habían convertido en burgueses gracias a la cobertura de la represión y la dictadura, a través del robo y el saqueo, estraperlo / contrabando, etc.; por eso negoció con la oposición democrática la amnistía de los presos políticos que no hubieran cometido delitos de sangre, mientras perdonaban los crímenes de los franquistas que sí habían cometido delitos de sangre.
El régimen del 78 nacía con una flagrante doble moral: bajo el manto de la reconciliación nacional, los franquistas se libraban de lo que no se libraron sus “admirados” nazis y fascistas italianos.
La ley de la des memoria histórica
En el 2004 llega al gobierno Zapatero; uno de los motores que lo impulsa es la reivindicación cada vez más fuerte de la reparación de los crímenes del franquismo. Son los hijos y los nietos de las victimas de la represión los que a pesar de todas las trabas burocráticas y políticas, van recuperando el pasado. ZP se compromete a aprobar una ley de la memoria histórica que de respuesta a la reivindicación, pero se queda en el saludo a la bandera de la Ley que hoy conocemos.
El franquismo sigue vivo en las instituciones fundamentales del régimen, en los consejos de administración de las grandes empresas, que no pueden admitir que se reivindique la memoria de los represaliados porque es acusarlos de beneficiarse de delitos de lesa humanidad.
No es neutral esa reivindicación, tras cada muerto hay un “quién dio la orden”, “quien disparó”,... Muchos dicen que ya han desaparecido y por lo tanto es un ejercicio vano, puestos que sus descendientes no son responsables de sus crímenes. Sería cierto si esos descendientes rechazaran las prebendas, las propiedades y el capital que sus antepasados acumularon gracias al franquismo. “En la herencia llevan la responsabilidad”, y solo renunciando a ella podrían demostrar que sí rompen con el pasado.
Pero hay otro motivo más prosaico, ¿cómo Villar Mir –ministro del 1er gobierno de la Monarquía y hoy uno de los grandes del capitalismo español-, los duques de Alba o cualquier otro capitalista cuya familia acumulo su riqueza bajo el franquismo va a renunciar a su herencia?. El franquismo vive en el presente porque el capitalismo español se forjó a lo largo de 40 años bajo su manto, sus leyes antiobreras, de su represión como en Vitoria, de crímenes políticos como la ejecución de Puig Antich.
Por este motivo la Ley de la Memoria histórica solo podía llegar a buen puerto derogando la ley de amnistía que los ampara. La única manera de conseguir la reparación y la justicia por lo sucedido pasa por su derogación y, por ende, la desaparición del régimen que sustenta.
La orden de extradición debe servir para allanar el camino en esta lucha; una sociedad que vive en el olvido de 120 mil de sus gentes que dejaron la vida por una sociedad mejor, es una sociedad enferma y atemorizada incapaz de enfrentarse a sus propios fantasmas. El silencio clamoroso de todas las fuerzas políticas de la izquierda ante el órdago que supone la orden de la jueza Servini, los convierte en cómplices del mantenimiento de un régimen que se sustenta en crímenes de lesa humanidad.
El principio de justicia universal y los delitos de lesa humanidad
Las dictaduras nazis y fascistas fueron derrotadas en la II Guerra Mundial no solo por los ejércitos “aliados”, sino por las poblaciones trabajadores de las naciones ocupadas y oprimidas. El fin de Hitler y Mussolini,... fue un grito de libertad que obligó a las potencias vencedoras a ir más allá de lo que realmente les gustaría, tuvieron que juzgar y en casos ejecutar a los responsables de los terribles crímenes cometidos.
Para evitar que la situación en Alemania tomara el camino de Italia o Francia, donde la población hace justicia contra los dictadores, ejecutando a Mussolini, su amante Clara Petaci, o en Francia contra los colaboracionistas, las potencias vencedoras buscan la manera de encauzar el odio popular, y se realizan los Procesos de Nuremberg, juzgando y condenando a la plana mayor del nazismo.
Son unos juicios donde se aplica el principio de “justicia universal”, por encima del de territorialidad de la justicia. A los criminales nazis los juzgan tribunales no alemanes, sino norteamericanos, rusos, británicos, etc.; junto con este “nuevo” principio jurídico, se crean “nuevos” delitos, e incumpliendo uno de los principios de la justicia burguesa, se hace con efectos retroactivos. Esos nuevos delitos son los de “lesa humanidad”, como el genocidio, etc., etc., que son imprescriptibles, es decir, son perseguibles siempre.
Tanto el principio de justicia universal como los nuevos delitos que se crean, son una gran conquista democrática de la población que no han llegado al Estado Español, aunque hipócritamente suscriba todos los tratados que los garantizan.

OTRA HUMANIDAD ES NECESARIA 

BLOQUEOS Y PROTESTAS CONTRA PEÑA NIETO EN DECENAS DE CIUDADES EN MÉXICO





Broadcast live streaming video on Ustream

Varias acciones de protesta con demandas de renuncia del presidente, incluyendo bloqueos, se registran en más de 60 ciudades de México el día en que Enrique Peña Nieto cumple dos años en poder. En Guerrero los activistas atacaron la Fiscalía estatal.
Este 1 de diciembre, que marca el segundo aniversario de la llegada al poder del presidente Enrique Peña Nieto, México celebra una jornada nacional de manifestaciones contra el Gobierno, que tiene como escenario la ciudad de México y otras 60 ciudades, según Efe. Durante los dos años de presidencia, el nivel del apoyo del presidente mexicano se redujo hasta un 39%, el más bajo en comparación con los gobiernos de los últimos 20 años, según el periódico 'Reforma'. El 58% de los mexicanos desaprueba la gestión de su presidente, según la encuesta.

En la ciudad de México miles de personas participan en estos momentos en la marcha que dio comienzo en el Zócalo de la ciudad y se dirige hacia la residencia presidencial Los Pinos.   

OTRA HUMANIDAD ES NECESARIA 



EL ANALISIS DE JAMES PETRAS


En Uruguay “todo va a continuar igual, sino es peor” dijo el sociólogo norteamericano James Petras en su columna de análisis de la coyuntura internacional de los lunes en CX36, Radio Centenario. Al respecto señaló que “aquí, la prensa conservadora como el Wall Street Journal y Financial Times, no hicieron ninguna crítica a la candidatura de Tabaré Vázquez. Incluso algunos de sus columnistas escribieron artículos elogiando su campaña y su programa, como le llaman ellos ‘la izquierda responsable’”.

OTRA HUMANIDAD ES NECESARIA 

DE NUEVO ASESINA EL FASCISMO ESPAÑOL - LH GALIZA


La banda nazi-fascista española “Frente Atletico” vuelva a asesinar, esta vez a un ciudadano galego
EL SEGUIDOR DEL DEPORTIVO DE A CORUNHA FINALMENTE HA FALLECIDO. UNA VICTIMA MÁS DEL FASCISMO ESPAÑOL Y SU LARGA LISTA DE CRIMENES

Sare Antifaxista






El nazi-fascismo español de nuevo lo ha logrado. Ha vuelto a asesinar. El seguidor del Depor atacado no ha superado la parada cardiaca con la que había ingresado en el hospital en estado crítico, después de las maniobras que le habían practicado el personal sanitario.
Indigna el tratamiento que a la noticia le han dado en los diferentes telediarios del sistema. Nos hablan de peleas “entre ultras” y de grescas al lado del estadio, cuando lo que hay es un ataque terrorista fascista de una banda armada (se debe recordar que llevaban navajas y palos) que de forma planificada han ido a asesinar.
El estado y sus medios de comunicación una vez más protege a sus cachorros neonazis. Esta es la realidad que de nuevo se constata.
Pronto se nos hablara de la “mejor afición de España” pese a que ya llevan dos crimenes en su haber. El próximo sábado dia 6, día de la constitución que parió el franquismo en consonancia con los sectores renegados e la “izquierda estatal” se cumplirán 16 años desde que la misma banda de descerebrados asesinaron a Aitor Zabaleta. Ellos y ellas son los criminales y terroristas. Vosotros fascistas, sois los terroristas.
El fallecido es Francisco José Romero Taboada, Jimmy, 43 años y deja huerfano a dos niños de corta edad. Poco le importa eso al estado y a sus cachorros fascistas


Informacion de Sare Antifaxista, veterano colectivo vasco en la lucha contra el nazi-fascismo
http://sareantifaxista.blogspot.com.es/2014/11/herido-grave-un-joven-en-una-pelea.html
Información de La Haine

Cuando falta apenas una semana para cumplirse el 16 aniversario del asesinato del jóven donostiarra Aitor Zabaleta a manos de neonazis españolistas, estos criminales de nuevo han vuelto a actuar.
Esta vez ha sido contra seguidores del Deportivo de A Corunha, a los cuales han atacado con saña y con intenciones de asesinar. LLevaban navajas, palos y todo lo que forma parte de la parafernalia fascista. Han dejado al menos 16 heridos todos ellos con cortes de navaja y golpes propinados con los mencionados palos.
A dos galegos han arrojado al rio Manzanares, y el seguidor que se encuentra en estado crítico y clinicamente muerto ha tenido que ser rescatado por los buzos. Está ingresado en un hospital donde se lucha desesperadamente por salvar su vida.
El fascismo español, perfectamente integrado en multitud de “peñas futboleras” goza permanentemente de impunidad y un “dejar hacer” que evidencia que al estado español le importa bien poco este serio problema como es el terrorismo neonazi. Los clubs tampoco son demasiado activos para erradicar esta plaga y e incluso desde los medios de comunicación del sistema capitalista español son muy “comprensivos” con estos fascistas. Pese a haber asesinado ya a una persona hace 16 años, la afición del Atletico de Madrid, equipo del cual son seguidores los terroristas del Frente Atletico es denominada como la “mejor de España”.
La misma comunidad de Madrid no actua contra estos neonazis, al tiempo que hostiga a los seguidores del Rayo Vallecano, equipo obrero y popular y con una peña de seguidores progresista.
El fascismo español, que no cesa. Y que prosigue apaleando, apuñalando y en la medida que puede asesinando. Y el estado y sus policias tocando la lira….

Lugar del ataque terrorista de los neonazis del Frante Atletico

Los seguidores del Atletico de Madrid, encuadrados en la banda criminal F.A. sin esconder su ideología fascista
¡¡

OTRA HUMANIDAD ES NECESARIA